Los grandes despachos españoles se abren a la flexibilidad para frenar la fuga de talentos (II)

6 de febrero de 2024 |
Por Heidi Maldonado

Los jóvenes abogados más allá de buscar un despacho donde desarrollar su carrera, lo que realmente buscan es un lugar que les ofrezca no solo crecimiento profesional, sino también un ambiente donde se sientan valorados y apoyados. Les importa encontrar oportunidades que les permitan aprender y mejorar constantemente.


Lo invitamos a leer la primera entrega con las entrevistas a Daniel Sáez, de Auren Legal; a Jens Jahnke, de Balder; a María López-Olivares, de Ceca Magán Abogados; y Esther Ahumada, de DLA Piper España.


Además, valoran enormemente un ambiente de trabajo que sea inclusivo y colaborativo, donde se sientan parte de un equipo y se fomente un espíritu de apoyo mutuo. Buscan flexibilidad y demandan tiempo, tiempo para desarrollar metas personales, y/o conciliar el trabajo con su vida social, también piden un salario competitivo. La abogacía busca firmas que estén a la vanguardia en la práctica legal y ser parte de asuntos estimulantes y distintos entre sí, de casos legales sofisticados y complejos.

En esta segunda entrega conversamos con Ricardo Chacón, socio director de Ecija México y coordinador de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe de Ecija; Isabel Gómez Patón, responsable de RR. HH. de Elzaburu; Rodrigo Martos, socio de M&A y director de la oficina en Madrid de Fieldfisher; e Iciar Rodríguez Inciarte, secretaria general de Uría Menéndez, quienes reconocieron que la compensación no es el único factor determinante para que un joven abogado se decante por un despacho y se desarrolle profesionalmente dentro de él.

Abogados con pensamiento crítico y habilidades tecnológicas, entre los perfiles más buscados

Ricardo Chacón

Ricardo Chacón, de Ecija, precisó que “buscan personas que no solo exhiban una elevada calidad humana y comportamiento, sino que también muestren un profundo espíritu de sentido social y bien común, solidaridad y sólidos valores alineados con la cultura de Ecija. La colaboración y el trabajo en equipo son pilares fundamentales para nosotros. Se aprecia especialmente la capacidad de trabajar de manera efectiva con colegas de diversas especialidades, demostrando soft skills superiores que fortalezcan las relaciones interpersonales y fomenten un ambiente de apoyo mutuo dentro del equipo.

En segundo lugar, y no menos importante, una base sólida en habilidades técnicas legales es esencial. Buscamos abogados con un conocimiento profundo de las leyes y normativas, así como habilidades destacadas en investigación y análisis legal.

Valoramos la adaptabilidad y el compromiso con el aprendizaje continuo. El ámbito legal está en constante cambio, y es crucial que los abogados nos mantengamos actualizados. Esta capacidad de adaptación y agilidad no solo se aplica a los cambios en la ley, sino también a las innovaciones tecnológicas y a los cambios en el mercado.

El pensamiento crítico y la resolución de problemas son habilidades clave. Buscamos profesionales que puedan analizar situaciones complejas y ofrecer soluciones innovadoras y efectivas. La capacidad de pensar de manera crítica y desarrollar estrategias legales creativas es altamente valorada en nuestra firma.

La orientación al cliente y la vocación de servicio son esenciales. Los abogados deben comprender las necesidades de los clientes y ofrecer asesoramiento que no solo sea legalmente sólido, sino también viable desde el punto de vista comercial”.

Isabel Gómez Patón, de Elzaburu, dijo que la práctica habitual de la firma “es incorporar en plantilla a los abogados que empiezan como becarios para que desarrollen su carrera profesional en el despacho. Cuando buscamos abogados con más años de experiencia los perfiles que nos interesan son aquellos altamente capacitados, con capacidad de adaptación y habilidades tecnológicas”.

Por su parte, Rodrigo Martos explicó que en Fieldfisher buscan “abogados con un buen expediente académico y muy alto nivel de inglés que quieran iniciar su carrera en un despacho internacional y tengan vocación de aprendizaje, crecimiento y superación personal. Valoramos altamente la diversidad y la capacidad de trabajar en equipo, las habilidades de comunicación y la adaptabilidad, así como la orientación al cliente”.

En Uría, Iciar Rodríguez Inciarte contó que buscan “personas inteligentes, empáticas, humildes y con sana ambición por hacer carrera. Deben tener buenos conocimientos de derecho y de inglés, sentido común, crítico y analítico. Deben ser buenos jugadores de equipo y comunicadores, flexibles, perseverantes, entusiastas, inquietos y tener interés por el medio, la sociedad y la cultura”.

La agilidad al cambio y la gestión del tiempo, entre los mayores desafíos que deben afrontar los jóvenes abogados

En opinión de Ricardo Chacón, el mayor desafío de los jóvenes abogados al ingresar a una firma “es aplicar sus conocimientos teóricos a situaciones prácticas reales, lo que implica desarrollar soluciones creativas y efectivas para las consultas de los clientes. Este salto de la teoría a la práctica requiere no solo un profundo entendimiento legal, sino también la habilidad para pensar de manera innovadora y adaptar el conocimiento a casos específicos. La clave está en combinar el aprendizaje académico con un enfoque práctico y creativo, lo que les permite ofrecer respuestas no solo correctas, sino también personalizadas y eficientes a las necesidades de los clientes.

La agilidad al cambio y la gestión del tiempo también representan un desafío importante. Los abogados recién incorporados deben aprender a manejar su tiempo de manera eficaz en un entorno donde los plazos son ajustados y el trabajo a menudo es bajo presión”.

Isabel Gómez Patón

Isabel Gómez Patón agregó que “el mayor desafío de los abogados jóvenes cuando entran a una firma por primera vez es adaptarse a los equipos y conectar con sus responsables directos. El trabajo en equipo es clave y una buena coordinación y comunicación entre los profesionales es fundamental”.

Rodrigo Martos afirmó que “reclutamos para nuestro despacho profesionales altamente capacitados que afrontan el desafío de transitar desde sus estudios universitarios y programas de máster hacia la práctica legal, una transición que a veces es compleja. En Fieldfisher, valoramos principalmente una sólida base jurídica y un marcado interés por el aprendizaje, buscando individuos que deseen integrarse a un equipo orientado a la excelencia para brindar el mejor apoyo posible a nuestros clientes. En lugar de imponer requisitos excesivos, buscamos la pasión y la disposición para crecer profesionalmente en un entorno que fomente el desarrollo continuo”.

Iciar Rodríguez Inciarte cree que “el mayor desafío de los jóvenes cuando entran en una firma por primera vez es adaptarse al ritmo exigente de los asuntos complejos, que suponen un enfoque nuevo y distinto a lo estudiado durante la carrera y el máster, y que incorporan siempre un elemento nuevo y de creatividad frente a lo que se ha hecho en precedentes. Otro reto es asumir responsabilidades en operaciones que tienen gran impacto”.

La resiliencia en la abogacía joven

Ricardo Chacón dijo que en Ecija se “proporciona mentoría y apoyo constante, donde abogados experimentados guían a los más jóvenes, ayudándoles a manejar las presiones y desafíos de la profesión. Además, es importante enfocarse en la gestión de expectativas, estableciendo una comprensión clara de que el crecimiento profesional es un proceso gradual.

Por último, promover un ambiente de trabajo saludable y que fomente la conciliación es fundamental”.

Para Isabel Gómez Patón los perfiles que llegan a Elzaburu “están alineados con la cultura del mismo, con sus principios y con sus valores, en ellos reside la excelencia, el compromiso con la calidad, la rigurosidad, la responsabilidad…”

Rodrigo Martos aseguró que los socios y abogados senior de Fieldfisher “mantienen una estrecha relación con los jóvenes profesionales, brindando valiosa orientación, compartiendo experiencias y sirviendo de ejemplo a seguir. En paralelo, Fieldfisher prioriza la salud emocional de sus abogados a través de un acuerdo con la Fundación Salud y Empresa, que proporciona un servicio telefónico de atención psicológica disponible las 24 horas. Este recurso está destinado a abordar cualquier cuestión, ya sea laboral o personal, que represente una dificultad en el camino, promoviendo así el autocuidado.

En Fieldfisher promovemos una cultura de trabajo saludable que busca establecer un equilibrio razonable entre la vida laboral y personal. Fomentamos un ambiente laboral positivo que reconoce y valora los esfuerzos y logros de todos los integrantes del despacho. Además, ofrecemos a nuestros equipos un feedback continuo y constructivo, con el objetivo de motivar e impulsar a nuestros abogados en sus trayectorias profesionales.

En resumen, la promoción de la resiliencia en Fieldfisher se basa en un enfoque integral de la cultura del despacho, que incluye el apoyo activo de los líderes, la atención a la salud emocional, la promoción del equilibrio entre trabajo y vida personal, y el fomento de un ambiente laboral positivo y de reconocimiento”.

A lo anterior, Iciar Rodríguez Inciarte sumó que el despacho apuesta por el talento joven y ofrece un plan de carrera transparente. Cada abogado joven crece en la firma de la mano de un tutor, socio o counsel de la firma, que es su maestro y que se encarga de enseñarle el oficio. El abogado joven se siente valorado y es consciente de que aprende todos los días y crece como persona y profesional de manera constante”.

Priorizar entornos colaborativos e inclusivos y planes de carrera transparente basados en la meritocracia entre las medidas para retener el talento

En Ecija, precisó Ricardo Chacón “somos conscientes de que el crecimiento personal y profesional de nuestro equipo es el pilar de nuestro éxito. Por ello, en nuestro ecosistema, las estructuras rígidas y los límites convencionales son conceptos obsoletos. En su lugar, fomentamos un entorno dinámico donde el crecimiento es continuo y las posibilidades son infinitas.

Nos basamos en el servicio, trabajo, el esfuerzo, la igualdad y la “meritocracia”, garantizando que el talento y el esfuerzo sean reconocidos y recompensados. Este enfoque garantiza que todos tengan la oportunidad de progresar y desarrollarse en función de sus logros.

Promovemos un entorno donde cada persona puede escalar según su propio entusiasmo, talento, iniciativa e innovación. Nuestra meta es que cada miembro del equipo desarrolle su máximo potencial sin sentirse constreñido por estructuras rígidas. Valoramos y promovemos la diversidad, la inclusión y la colaboración, lo cual crea un ambiente de trabajo enriquecedor y respetuoso”.

Isabel Gómez Patón dijo que dentro de la firma “intentan crear implicación en el proyecto y sentido de pertenencia, a través de la comunicación interna, actividades, seguimiento de los profesionales y un plan de carrera a medida.

A los abogados jóvenes los mueve un proyecto a largo plazo con el que se sientan comprometidos, estabilidad y un plan de carrera definido”.

Rodrigo Martos

Sobre este punto, Rodrigo Martos precisó que “nos dedicamos a facilitar el logro de metas, tanto para nuestros clientes como para nuestros abogados. Nuestro despacho se distingue por su enfoque moderno, fomentando la colaboración, promoviendo la diversidad y la igualdad, generando un impacto social positivo, ofreciendo gran flexibilidad y orientación hacia resultados concretos.

Los profesionales que se unen a Fieldfisher experimentan un entorno laboral excepcional, donde se espera un elevado nivel de responsabilidad y calidad en el desempeño laboral. A su vez, les brindamos el máximo respeto y reconocimiento, reconociéndolos como elementos integrales y esenciales de nuestro despacho.

En Fieldfisher proporcionamos un plan de carrera transparente junto con un entorno laboral excepcional, enfocado en la flexibilidad, participación en casos de primer nivel, proximidad al socio y un profundo respeto y reconocimiento hacia el esfuerzo de nuestros abogados. Estamos comprometidos con atraer y retener talento, brindando oportunidades de desarrollo profesional y valorando de manera significativa las contribuciones individuales”.

Iciar Rodríguez Inciarte señaló que dentro de la firma ofrecen:

  1. “Un buen ambiente de trabajo, un lugar que apuesta por la cantera, la diversidad e inclusión, y donde priman el compañerismo, la humildad, el trabajo bien hecho y la ética.
  2. Una remuneración competitiva acompañada de otros beneficios, como la flexibilidad horaria y la posibilidad de teletrabajar para facilitar la conciliación. Medidas e iniciativas para cuidar la salud, física y mental, y el bienestar.
  3. Un plan de carrera transparente y basado en la meritocracia, con programas de mentoring y de coaching.
  4. Equipos de trabajo pequeños con un tutor, socio o counsel del despacho.
  5. Involucración desde el primer día en asuntos complejos y, muchas veces, con un componente internacional y multidisciplinar.
  6. Formación interna (Campus UM) y externa (con escuelas de negocios prestigiosas) de primer nivel en derecho, habilidades, idiomas y cuestiones digitales.
  7. Oportunidades de hacer un secondment en oficinas del despacho en el extranjero o en firmas best friends europeas de primer nivel.
  8. Posibilidad de aportar a la sociedad por medio de diversas actividades de carácter solidario (a través de la Fundación Profesor Uría), académico (a través de la docencia y de las publicaciones jurídicas), cultural y de ocio (a través del Club Social UM).
  9. Finalmente se hace un seguimiento personalizado de cada abogado para potenciar su talento de manera óptima. Cuidamos nuestro proceso de selección para que los mejores candidatos formen parte del proyecto. Además, el modelo que desarrollamos de hacer cantera promueve un sentido y orgullo de pertenencia a la firma y de transmisión de conocimientos y de know-how”.

La adaptabilidad, la tecnología y la comunicación, entre las habilidades más requeridas en el ámbito legal

“La tecnología ha cambiado significativamente la forma en que se llevan a cabo tareas como la investigación legal y el análisis de casos. Mientras que antes se requería una gran cantidad de trabajo manual y revisión de documentos físicos, ahora se pueden utilizar herramientas de búsqueda y análisis de datos para agilizar estos procesos.

Esto no significa necesariamente una involución de la abogacía, sino más bien una evolución. Los jóvenes abogados están adaptándose a un entorno legal que es más dinámico y tecnológicamente avanzado, y sus habilidades reflejan las necesidades de este entorno cambiante. Aunque es crucial que mantengan una sólida comprensión de los principios fundamentales del derecho, también es esencial que desarrollen competencias en áreas que anteriormente no eran tan relevantes, como la inteligencia artificial y la ciberseguridad”, manifestó Ricardo Chacón.

A lo anterior, Isabel Gómez Patón agregó que “los jóvenes salen de las universidades con preparación y grandes capacidades, no solo técnicas y tecnológicas, sino con otras muy necesarias hoy en día, como son: los idiomas o la comunicación”.

Rodrigo Martos está seguro que “los jóvenes talentos del ámbito legal están ajustándose a las cambiantes demandas del mundo jurídico al adquirir una nueva serie de habilidades fundamentales.

Dada su inmersión en un entorno tecnológico, estos jóvenes son plenamente conscientes de la necesidad de familiarizarse con las herramientas que caracterizan su futura profesión. Desde la gestión de datos hasta la automatización de tareas e inteligencia artificial, estos aspectos son conocidos y manejados por los abogados jóvenes.

A pesar de esto, las habilidades personales también son críticas, representando posiblemente el desafío más significativo para nuestros jóvenes profesionales. La capacidad de comunicarse en persona, trabajar eficientemente en equipo, mantener altos estándares éticos tanto profesional como personalmente, ejercer el pensamiento crítico y mantener una disciplina personal son esenciales en nuestra profesión. Sin estas habilidades, podríamos encontrarnos con obstáculos en el futuro.

No obstante, mi interacción con los abogados jóvenes en el despacho revela individuos altamente adaptables a entornos cambiantes y poseedores de cualidades humanas notables. Estoy seguro de que sabrán enfrentar con éxito los desafíos que el futuro les depara”.

Las firmas marcan su estrategia con el foco en la diversidad de talentos

Ricardo Chacón afirmó que “en Ecija reconocemos plenamente la importancia y necesidad de revisar nuestro gobierno corporativo para ir mejorando nuestras políticas de diversidad, inclusión y equidad, así como la implementación de horarios flexibles y programas de formación y desarrollo profesional.

La diversidad y la inclusión no solo son cuestiones de justicia y ética, sino que también aportan un valor significativo a la firma, enriqueciendo la perspectiva y el enfoque en la resolución de problemas y la toma de decisiones. Es por ello que en Ecija tenemos un Plan Global de Diversidad y los Grupos Affinity. Estos son grupos de trabajo internos sobre diversidad, LGBT+ y RSE, que se crearon tras una propuesta realizada en mayo de 2021 y actualmente representan un encuentro entre los profesionales de la firma que trabajan por la inclusión, el desarrollo, los valores y el futuro.

En cuanto a la compensación, hemos implementado un plan de retribución variable que recompensa a todos nuestros abogados, independientemente de su posición en la firma, por atraer nuevos clientes”.

Isabel Gómez Patón cree que la revisión del gobierno corporativo y la incorporación de políticas de diversidad, inclusión, equidad, horarios flexibles… “Hoy en día no solo es necesario, sino que es imprescindible, así lo exigen los distintos organismos reguladores como buenas prácticas. En un mundo como el actual hiperconectado y globalizado es fundamental”.

A lo anterior, Rodrigo Martos agregó que “es crucial, y así lo entendemos, llevar a cabo acciones significativas para mantenernos a la vanguardia en estos campos. Durante el último ejercicio en Fieldfisher, hemos implementado diversas iniciativas con este propósito.

En primer lugar, hemos creado tres comités compuestos exclusivamente por abogados no socios de la firma: el Comité de Diversidad e Igualdad, el Comité de Sostenibilidad y el Comité Pro-Bono e Impacto Social. Las propuestas generadas por estos comités han sido incorporadas en nuestra firma como parte de nuestro compromiso con la mejora continua.

Asimismo, hemos llevado a cabo una revisión exhaustiva del plan de carrera de nuestros abogados y las escalas retributivas. Introdujimos un nuevo sistema de evaluación más completo y transparente, fortaleciendo así la estructura que respalda el desarrollo profesional de nuestro equipo.

Por último, reafirmamos nuestra creencia en la formación continua de nuestros abogados, abordando todos los aspectos esenciales para un desarrollo profesional óptimo. Mantenemos una revisión constante de nuestros programas integrales de formación para garantizar que estén alineados con las últimas tendencias y necesidades del sector”.

Iciar Rodríguez Inciarte

Finalmente, Iciar Rodríguez Inciarte añadió que “como parte de nuestros esfuerzos continuos para asegurar que tengamos excelentes abogados y abogadas en todas las etapas de la carrera profesional, hemos desarrollado una estrategia integral para fidelizar y promover el talento profesional. En 2014 lanzamos el Programa de Desarrollo de Talento Profesional (PTDP), el cual tiene como objetivo fomentar un talento diverso, comprometido y de alta calidad, independientemente del perfil. El PTDP busca ofrecer a todos los abogados de Uría Menéndez el mejor y más atractivo entorno para su desarrollo profesional y personal, sin importar el género.

El PTDP es una parte central de nuestras políticas de crecimiento orgánico. Aproximadamente, el 85 % de los socios actuales ha pasado toda su carrera en la firma. No solo damos la bienvenida a perfiles diversos, sino que realmente los fomentamos para que puedan aprovechar al máximo su trayectoria profesional en la firma.

Además del plan de carrera, la tutoría personalizada de un socio o counsel y de la formación, el despacho ofrece programas de apoyo que atienden a las necesidades específicas de nuestros abogados en cada etapa de sus carreras:

El coaching y mentoring de nuestros abogados es de suma importancia para nosotros. El programa de mentoring para asociados garantiza que cada asociado que lo solicite sea asignado a un socio o counsel de fuera de su equipo al que pueda acudir para recibir consejos de forma abierta y transparente. Otra parte del programa de mentoring se centra en dar a los abogados sénior (los que se encuentran en la etapa previa a ser socios) la orientación que necesitan para emprender el proceso de convertirse en socios.

En los programas de liderazgo prestamos mucha atención a la formación en habilidades (negociación, hablar en público, gestión y networking) de los asociados. Nuestras asociadas también participan en programas de liderazgo centrados en los desafíos especiales a los que se enfrentan las mujeres en sus carreras.

La forma de liderar es mediante el ejemplo. Es responsabilidad de los socios y counsels establecer el mejor ejemplo posible para sus equipos. Todos aprendemos unos de otros dentro de la firma, pero también podemos aprender de otros más allá de Uría Menéndez. Con esto en mente, organizamos eventos en los que invitamos a destacados profesionales de la comunidad empresarial (directores ejecutivos, consejeros generales, etc.). Hemos tenido el privilegio de dar la bienvenida a mujeres que ocupan posiciones destacadas en multinacionales, así como a miembros de la comunidad LGBTQA+ de empresas clientes, todos los cuales han compartido generosamente sus experiencias y han demostrado ser modelos a seguir inspiradores para nuestros abogados”.